¿Cómo se hace...? / Cuentas anuales / 1. Concepto de cuentas anuales

Las Cuentas Anuales son unos estados que tienen por objeto permitir un conocimiento de la realidad económica y financiera de una empresa.

La Ley de Sociedades de Capital las recoge en el artículo 254:

Artículo 254. Contenido de las cuentas anuales.

1. Las cuentas anuales comprenderán el balance, la cuenta de pérdidas y ganancias, un estado que refleje los cambios en el patrimonio neto el ejercicio, un estado de flujos de efectivo y la memoria.
2. Estos documentos, que forman una unidad, deberán ser redactados con claridad y mostrar la imagen fiel del patrimonio, de la situación financiera y de los resultados de la sociedad, de conformidad con esta ley y con lo previsto en el Código de Comercio.
3. La estructura y contenido de los documentos que integran las cuentas anuales se ajustará a los modelos aprobados reglamentariamente.

 

A) El Balance.
Ofrece una visión estática de la empresa.
Recoge el conjunto de bienes y derechos que forman el activo de una empresa, y los recursos propios y fondos ajenos con que se financian éstos.

Las Cuentas Anuales obligan a presentar conjuntamente el Balance a fecha de cierre del ejercicio junto con el de cierre del ejercicio anterior, por lo que permite comparar la evolución de las partidas, pero no aclara cuales son los motivos de estos cambios, para ello tendremos que acudir a otras Cuentas Anuales.

B) La Cuenta de Pérdidas y Ganancias.
Ofrece información sobre el resultado económico de la empresa en un ejercicio determinado.
Se formula como una cuenta en la que, a los ingresos obtenidos en la actividad ordinaria o no de la empresa, se restan los gastos en los que se ha incurrido, hasta obtener un excedente generado por la empresa durante el periodo.

C) El Estado de Cambios del Patrimonio Neto.
Tradicionalmente se consideró en nuestro ordenamiento que si el Patrimonio Neto de una empresa variaba era, o por aportaciones externas, o porque se obtenía un beneficio o una pérdida en la actividad.
Actualmente el esquema es un poco más complejo por cuanto existen determinadas operaciones que determinan que se imputen variaciones al Patrimonio Neto sin que exista un resultado, así por ejemplo cuando se valoran ciertos activos financieros a su valor razonable sin que se hayan vendido realmente, o cuando se percibe una subvención para adquirir un activo, sin que se impute al resultado.

El Estado de Cambios del Patrimonio Neto ofrece información sobre todas las operaciones que afectan a los Fondos Propios, ya deriven del resultado económico del ejercicio (beneficio o pérdida), de operaciones imputadas al Patrimonio Neto directamente, o de operaciones realizadas con los propietarios del capital (ampliaciones del capital, reparto de dividendos…).

D) El Estado de Flujos de Efectivo.
Este estado pretende ofrecer información. No sobre los resultados de la empresa, sino sobre sus medios para financiar sus operaciones.
Recoge, lo que en economía se denomina Cash-Flow, o Flujos de Caja, esto es, la evolución de los recursos financieros de la entidad, con independencia de los obtiene con sus propias operaciones, o si derivan de aportaciones ajenas.

E) La Memoria.
Artículo 259 (de la Ley de Sociedades de Capital).Objeto de la memoria.
La memoria completará, ampliará y comentará el contenido de los otros documentos que integran las cuentas anuales.

La Memoria facilita información adicional sobre la empresa, que no se recoge en las cuentas anteriores, o que lo hace de forma que se considera insuficiente.