Web contable / Entrevistas: actualidad contable / "Los Documentos de orientación de AECA sobre las NIIF son la obra de este tema más importante producida hasta el momento en Colombia"


Gabriel Suárez Cortés

Consejero del Consejo Técnico de la Contaduría Pública de Colombia (CTCP)




Colombia ha adoptado las Normas Internacionales de Información Financiara (NIIF). ¿Cuáles son los motivos que llevaron a tomar esta decisión?

Son varios los motivos que generaron la decisión de adoptar en Colombia las NIIF. En primer lugar, y con base en lo establecido en la ley que ordenó su adopción (Ley 1314 de 2009), están (a) conformar un sistema único y homogéneo de alta calidad, comprensible y de forzosa observancia, con el fin de que los estados financieros de las entidades suministren información financiera comprensible, transparente y comparable, útil para aquéllos que toman decisiones financieras; (b) como consecuencia de lo anterior, mejorar la productividad y el desarrollo armónico de la actividad empresarial de las entidades y personas naturales nacionales o extranjeras en el país; (c) apoyar la internacionalización de las relaciones económicas de las empresas, y (d) exigir la independencia y autonomía de las normas tributarias frente a las contables. Adicionalmente, en mi concepto: (a) actualizar las normas contables en el país debido a que hacía mas de veinte años que no se actualizaban (el último decreto vigente era el 2649 de 1993); (b) centralizar en las autoridades de regulación, integradas por los ministerios de Hacienda y Crédito Público y el de Comercio, Industria y Turismo, la emisión de las normas contables de obligatoria observancia por las personas jurídicas y naturales, en lugar de su emisión incoherente por parte de las autoridades de control y vigilancia de las entidades, integradas por 10 superintendencias.


¿Puede describirnos cómo se concreta dicha adopción?

La Ley 1314 antes indicada estableció: (a) las denominadas autoridades de regulación que, como ya indiqué, están integradas por dos de los ministerios. Su función consiste en la expedición conjunta de las normas con base en las propuestas que deberá presentarles el organismo de normalización técnica, denominado Consejo Técnico de la Contaduría Pública (CTCP); y (b) la observancia de un debido proceso, tanto por parte de las autoridades de regulación como el de normalización. Este proceso consiste, entre otros, en: (a) asegurar que las propuestas de normas se ajusten a las mejores prácticas internacionales; (b) tener en cuenta la comparación entre el beneficio y el costo que producirán los proyectos de las normas; (c) tomar como referencia en las propuestas los estándares mas recientes y de mayor aceptación que hayan sido expedidos o estén próximos a ser expedidos por los organismos internacionales reconocidos a nivel internacional como emisores de estándares internacionales; (d) tener en cuenta las diferencias entre los entes económicos en razón a su tamaño, forma de organización jurídica, el sector al que pertenecen, su número de empleados y el interés público involucrado en su actividad; (e) establecer comités técnicos ad-honorem para que colaboren en el estudio de las propuestas; (f) considerar las recomendaciones que, como resultado del análisis de los impactos de las normas, presenten diferentes autoridades del país, entre ellas las 10 superintendencias antes mencionadas; y, (g) publicar, en medios que garanticen su amplia divulgación, la propuesta de las normas junto con los fundamentos de sus conclusiones.

 

<<La Junta Central de Contadores es la entidad encargada de ejercer la inspección y vigilancia de la profesión, además de inscribir y emitir la tarjeta profesional de los contadores públicos, entre otras funciones.>>


¿Cuáles son sus previsiones de compañías afectadas en cada uno de los grupos?

<<La NIIF para las Pymes se ha adoptado en la mayoría de países latinoamericanos, con algunas pocas excepciones como son México, Paraguay y Bolivia>>

 

Para la aplicación de las NIIF las empresas fueron clasificadas en tres grupos, a saber: (a) Grupo 1, integrado por aproximadamente 5.000 empresas públicas y de responsabilidad pública y las empresas mas grandes del país que deberán adoptar las NIIF; (b) Grupo 2, integrado por aproximadamente mas de 100.000 de las denominadas Pequeñas y medianas empresas (Pymes), que deberán adoptar la NIIF para las Pymes, y (c) Grupo 3, integrado por mas de un millón de microempresas, que deberán adoptar un marco técnico simplificado.

Las empresas de los Grupos 1 y 3 están aplicando las normas respectivas a partir del 1 de enero de 2014, como fecha de transición, previa preparación de un estado de situación financiera de apertura. La fecha de transición para las empresas del Grupo 2 es el 1 de enero de 2015, con la preparación de un estado de situación financiera de apertura a esa fecha. De acuerdo con informaciones suministradas por la Superintendencia de Sociedades, que es la entidad que mas vigila empresas en el país, el efecto negativo promedio en el patrimonio de las empresas fue entre el 7% y el 12%. La Superintendencia Financiera, que es la entidad que vigila a las instituciones financieras y a las empresas que cotizan sus instrumentos de deuda y de patrimonio en la Bolsa de Valores, informó que el efecto de la aplicación de las normas en el patrimonio de las empresas fue negativo en aproximadamente el 3%; sin embargo, es necesario tener en cuenta que este impacto se hizo con base en los estados financieros individuales de las entidades, los cuales no usan las NIIF en los rubros principales de sus activos, como son el portafolio de préstamos y el de inversiones. No se conoce en la actualidad otras informaciones sobre impactos por la aplicación de las normas.


¿Podría describirnos brevemente el entramado institucional encargado de la regulación y supervisión de la información financiera en Colombia?

En la segunda pregunta describí el proceso de emisión de las normas contables en el país. Las labores para supervisar el proceso de convergencia hacia los marcos técnicos contables en Colombia están a cargo de las siguientes autoridades o instituciones: (a) las autoridades de supervisión, que lo integran las 10 superintendencias ya mencionadas; (b) la Junta Central de Contadores, entidad adscrita al Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, como lo es también el CTCP, que es la entidad encargada de ejercer la inspección y vigilancia de la profesión de contadores públicos, inscribir y emitir la tarjeta profesional de los contadores públicos, entre otras.


En este período, desde la Ley 1314/2009 hasta ahora ¿cuáles han sido los principales retos a los que se han enfrentado?

Son innumerables los retos que en el CTCP hemos enfrentado. Los principales son: (a) teniendo en cuenta que las normas en Colombia se emiten por medio de decretos por parte de las autoridades de regulación, uno de los retos es la actualización de dichos decretos por los cambios tan frecuentes en la expedición de las normas por parte del IASB; (b) la falta de participación activa en el proceso de emisión de las normas por parte de los involucrados y afectados por las mismas; (c) la aplicación de las normas por parte de las entidades vigiladas por la Superintendencia Financiera y otras entidades de supervisión, en las cuales ha predominado la concepción de que en las normas deben primar los criterios de carácter prudencial sobre el principio de neutralidad; (d) con la entrada en vigor de las normas contables, se estableció la necesidad imperiosa de modificar ciertas normas de carácter superior contenidas en el Código de Comercio y otras leyes.

En la actualidad están en estudio por parte de las autoridades de regulación diferentes alternativas para solucionar estas incongruencias; (e) la actitud poco activa de algunas entidades en el país, cuya participación se considera de suma importancia para poder alinear todos los actores que deben intervenir para el éxito de la convergencia de las normas; (f) el cúmulo de consultas de toda índole, desde aspectos técnicos como los de legislación, que deben ser resueltas en su totalidad por el CTCP en tiempos definidos; y (g) la falta de adopción de las Normas Internacionales de Educación emitidas por IFAC en las entidades de enseñanza superior del país, y la falta de un número necesario de profesores especializados en la enseñanza de las NIIF en dichas entidades, que han dado como resultado la falta de preparación adecuada por parte de un porcentaje alto de los profesionales contadores públicos en la práctica profesional.

 

<<El proceso de convergencia con las NIIF ha sido concebido para que no tenga ningún efecto con el impuesto sobre la renta.>>


Ustedes participan activamente en el seno de GLENIF (Grupo Latinoamericano de Emisores de Normas de Información Financiera). ¿Se ha adoptado generalizadamente la NIIF para las Pymes en dicho contexto?

Efectivamente, el CTCP ha sido muy activo en apoyar las labores desarrolladas por GLENIF. La NIIF para las Pymes se ha adoptado en la mayoría de países latinoamericanos, con algunas pocas excepciones como son México, Paraguay y Bolivia.


La adopción de las NIIF, ¿tendrá algún impacto tributario en las entidades?

El proceso de convergencia ha sido concebido, en todos sus detalles, para que no tenga ningún efecto para con las empresas y personas contribuyentes con el impuesto sobre la renta.


¿Cuál ha sido la estrategia en cuanto a la información financiera preparada para el sector público?

<<Los retos ante los cuales se enfrenta la profesión de contadores públicos en el país son innumerables>>

 

La autoridad de regulación para la emisión de las normas contables para el sector público es la entidad denominada Contaduría General de la Nación, la cual es dependiente del Ministerio de Hacienda y Crédito Público. Dicha entidad también clasificó las entidades en tres grupos. El primero de ellos que corresponde solamente a aquéllas entidades públicas que emiten sus instrumentos de deuda o de patrimonio en la bolsa de valores y, por ello, deben aplicar las NIIF, en la misma forma que lo deben hacer las entidades del Grupo 1 del sector privado. Los dos grupos adicionales tienen sus propias particularidades en cuanto a su conformación, pero basados principalmente en las normas denominadas International Public Sector Accounting Standards (IPSAS) emitidas por la Federación Internacional de Contabilidad (IFAC) y en la NIIF para las Pymes. Para su emisión, la Contaduría General de la Nación siguió un debido proceso que comprendió, entre otros, la consulta pública de los borradores de sus pronunciamientos.


Colombia también ha incorporado las Normas Internacionales de Auditoría, ¿cuáles son los principales retos ante los que se enfrenta la profesión de auditor de cuentas en el país?

Efectivamente, con la emisión del Decreto 0302 de enero del año en curso, y después de haber cumplido en su totalidad con el debido proceso, las autoridades de regulación emitieron las Normas de Aseguramiento de la Información (NAI), que incluyen las siguientes normas: (a) Normas Internacionales de Auditoría (NIA); (b) las Normas Internacionales de Control de Calidad (NICC); (c) las Normas Internacionales de Trabajos de Revisión (NITR); (d) las Normas Internacionales de Trabajos para Atestiguar (ISAE); (e) las Normas Internacionales de Servicios Relacionados (NISR), y (f) el Código de Ética para Profesionales de la Contaduría, todas ellas emitidas por las diferentes áreas que comprenden la Federación Internacional de Contadores (IFAC).

Con la expedición de las normas antes indicadas se llena un gran vacío de normas en el país, pues antes de la expedición del Decreto 0302 existía solamente el artículo 7º de la Ley 43 de 1990, el cual únicamente incluía la definición de las normas personales, las normas relativas a la ejecución del trabajo y las normas relativas a la rendición de informes por parte de un auditor. Ante la falencia de un cuerpo completo de normas de auditoría, en años recientes las superintendencias Financiera y de Sociedades habían emitido conjuntamente una circular de aproximadamente 20 hojas que incluía un resumen de las normas de auditoría; estos dos documentos se podrían denominar como una especie de normas de auditoría generalmente aceptadas en el país. Sin embargo, las firmas internacionales de auditoría venían utilizando en sus trabajos las NAI antes indicadas; no así los contadores públicos que en forma personal realizaban labores de auditoría o de "revisoría fiscal" como se denomina en Colombia a las labores de auditoría independiente.

La Ley 43 de 1990 también incluye en 36 artículos un código de ética el cual, en sus aspectos significativos, es armónico con el código de ética actual de IFAC.

También, para contestar la pregunta, es necesario hacer una consideración especial sobre las normas legales que regulan la profesión de contador público en el país. En primer lugar menciono que para ostentar el título de contador público es necesario que una entidad de educación superior del país lo otorgue a quien haya cursado satisfactoriamente los contenidos académicos: esto se logra entre 4 a 5 años de estudio. En el país hay aproximadamente 210 facultades y programas de contaduría pública, con más de 180.000 estudiantes en la actualidad. Después de obtener el título antes indicado, el profesional debe gestionar ante la Junta Central de Contadores su inscripción como contador público, presentando su título universitario y acreditando una experiencia no inferior a un año y adquirida en forma simultánea con los estudios universitarios o posteriores a ellos. La inscripción como contador público se acredita mediante una tarjeta profesional vitalicia. Con la tarjeta profesional el contador puede realizar auditorías de estados financieros y realizar otras funciones exclusivas de los contadores públicos. En la actualidad hay en el país más de 200.000 contadores públicos.

Con lo mencionado anteriormente, los retos ante los cuales se enfrenta la profesión de contadores públicos en el país son innumerables. Cito algunos de ellos: (a) la aplicación de las NIIF, la NIIF para las Pymes y las Normas de Aseguramiento de la Información (NAI) requiere cambios en el proceso de formación profesional. Para ello es fundamental que el Ministerio de Educación Nacional ordene incorporar en los programas académicos de pregrado las directrices contenidas en las Normas Internacionales de Educación (NIE) de IFAC, las NIIF y la NIIF para Pymes emitidas por el IASB, y las Normas de Aseguramiento de la Información (NAI) emitidas por IFAC; (b) la aplicación de las normas de información financiera y aseguramiento de la información requiere, entre otros, de criterio y juicio profesional: es necesario establecer requisitos de entrada más rigurosos, así como requisitos de actualización para mantener la vigencia de la tarjeta profesional; (c) la aplicación de las normas de aseguramiento requiere el cumplimiento de una serie de responsabilidades en relación con el sistema de control de calidad de las auditorías y de la revisión de los estados financieros; para ello se requiere cambiar los mecanismos actualmente usados por la Junta Central de Contadores para establecer sanciones a las firmas de contadores públicos y a los auditores y revisores fiscales que no cumplan con las normas de aseguramiento de la información, las normas de ética y las de control de calidad.

 

<<La aplicación de las NIIF y las NAI requiere, entre otros, de criterio y juicio profesional: es necesario establecer requisitos de entrada más rigurosos así como requisitos de actualización para mantener la vigencia de la tarjeta profesional de contador público.>>

¿Cuáles son a su juicio, los retos ante los que se enfrenta la academia en Colombia?

Las universidades y los programas de contaduría del país deben ser conscientes de las implicaciones académicas que ha generado el proceso de convergencia hacia las normas internacionales de contabilidad y de auditoría en el país. Por ello, deben aplicar las directrices contenidas en las Normas Internacionales de Educación (NIE) e incorporar en sus contenidos académicos las NIIF y la NIIF para las Pymes y las Normas de Aseguramiento de la Información (NAI).


AECA ha colaborado con el Consejo Técnico de la Contaduría Pública en la elaboración de unos Documentos de orientación técnica para las empresas y de orientación pedagógica para la academia. ¿Cuáles son los puntos que destacaría de estos materiales y de esa colaboración?

En las sesiones de presentación oficial de las orientaciones, realizadas la semana pasada en Bogotá, varias personas me manifestaron espontáneamente que las orientaciones han sido las obras más importantes que sobre sus contenidos se ha producido hasta el momento en Colombia. Yo estoy totalmente de acuerdo con esta conclusión. Adicionalmente destaco los siguientes aspectos: en primer lugar la dedicación, el compromiso y la responsabilidad que los autores de las orientaciones pusieron de manifiesto en la preparación y revisión detallada de las orientaciones. En segundo lugar, que las orientaciones fueron preparadas incluyendo todas las normas del IASB aplicables a cada uno de los temas. En tercer lugar, los innumerables ejemplos que contienen cada una de las orientaciones. Y finalmente, el esfuerzo que hicieron sus autores para utilizar un lenguaje colombiano en la redacción de las orientaciones.


Fuente: Newsletter AECA Nº 111 - Diciembre 2015